SAINT EMILIA: UNA GRAN VELOCISTA

Saint Emilia apareció en 1998 como la hermana menor de Domingo (Saint Ballado y Proud Emilia), que en ese año, ya había dado muestras de sus muy buenas condiciones, y le siguió los pasos rindiendo excelentes actuaciones.
Yegua muy capaz y ligerísima, Saint Emilia, que nació en el Perú y que fue oriunda del haras La Quallana que defendió los colores del Couet, ganó un total de catorce carreras, diez de las cuales fueron clásicos, bajo la preparación de Juan Suárez Villaroel.
ESTUPENDO SEGUNDO SEMESTRE
Tuvo un auspicioso debut en 1998, tras derrotar a Rotenona con David Cora, marcando 1’00” para el kilómetro. Pero tras dos carreras en las que tuvo una figuración y aun falta, llegar en el décimo segundo lugar de Madame Equis en la “Polla de Potrancas”, obtener un buen triunfo de punta a punta sobre Gabbana, en una condicional sobre 1400 metros, nuevamente con David Cora en lomos.
Y tras ser derrotada por Predispuesta en el clásico “Texfina”, comenzar un ascenso significativo en su producción. Tras obtener su segunda condicional sobre Duplonet, ganó el “Santa Rosa de Lima”, claramente sobre Goldana y Beirut en 1’37”2/5 para la milla con Edwin Talaverano que llegaba por primera vez a sus controles, y cinco días más tarde se impuso en los 1500 metros del “República del Brasil”, señalando 1’30” clavados y dejando atrás a Lestat y a Shigeru. 
Y quince días después, el 26 de setiembre, ganó en gran forma la milla del “Juan Maggot Roselló”, donde una vez más se mostró más ligera que nunca y dejar regados a El Arba y Swis Vally, sus dos ocasionales rivales, marcando 1’37”1/5 con David Cora.
Tuvo un bajón en los 1600 metros del “OSAF”, cuando Platanal fue un torrente, pero después la bajaron a la corta y se impuso en “La Copa de Criadores” de los 1000 metros, dejando atrás a destacados ejemplares de la velocidad como Cattleman y Seville, marcando 56”1/5 y el 29 de noviembre ganó espectacularmente los 1200 metros del “Andrés Avelino Cáceres”, registrando 1’10” y dejar lejos a Charlotte Corday, Perla Azul, Predispuesta y cinco contrincantes más, siempre con David Cora en sus controles.
La Saint Emilia capaz, desequilibrante de ese segundo semestre del 98, tuvo algunos problemas antes de la finalización del año que la alejaron de la actividad, y cuando volvió en mayo de 1999, le costó, también por una serie de pequeños problemas, retornar en su mejor condición.
LESIÓN Y NUEVO AÑO REGULAR
Así, fue segunda en el “Velocidad” tras el Titánico, tercera tras Pan de Azúcar y Vick en el “República Oriental del Uruguay”; Tercera en un nuevo “Santa Rosa de Lima” que ganara Spend In Town; segunda en el “América” que se impusiera brillantemente Tawil, también segunda de Talbot en el “Enrique Martinelli Tizón” y tercera en la “Copa de Criadores” de los 1000, hasta que llegó noviembre y otra nueva versión de los 1200 metros del “Andrés Avelino Cáceres”, y retornó a la senda del triunfo, derrotando a rivales de la calidad de Chatarreira, en 1’10”4/5 para la distancia con la monta de Alfredo Clemente.
En diciembre, antes de la finalización del año, se imponía en 1’11”2/5 los 1200 metros del “Consejo Distrital del Santiago de Surco” donde corrió espectacularmente y derrotó a El Titánico, Varadero, Seville, Poem y compañía con un Alfredo Clemente inspirado.
SUS ÚLTIMAS ACTUACIONES
Saint Emilia comenzó ganando el año 2000, adjudicándose los 1100 metros del clásico “Año Nuevo”, derrotando a los mejores de la velocidad y repetir posteriormente en los 1000 metros del “Aristeo” donde pudo derrotar a Seville en 0’57”2/5.
Luego en febrero, la hija de Saint Ballado, cruzó victoriosa la meta en los 1000 metros del “Gustavo Luna Vértiz”, derrotando a Liza Zola en 0’56”4/5, siempre con Alfredo Clemente.
Luego tras un intento fallido de llevarla a continuar su campaña a los Estados Unidos, ser retirada de las pistas y empezar su nueva faceta en la crianza, siendo madre en USA, de Appealing Emilia (Successful Appeal); Dark Vader (Point Given); Mellaya (Aljabr); Rosetta Storm (Hight Yield); Thundering Emilia (Thunder Gulch) y en el Perú de la corredora Valiant Emilia (Aljabr).
Saint Emilia fue una yegua muy capaz, que completó una campaña que vale la pena destacar.